martes, 1 de diciembre de 2009

Se fue con la luna llena


Podemos guardar las balas de plata. Ya no hacen falta.

Paul Naschy, in memoriam

5 comentarios:

luxaurumque dijo...

Mira que daba miedo, eh?

De todas maneras yo las balas de plata no las guardo, por si acaso ... igual que los ajos ...

starfighter dijo...

Que voz tenía el condenado. Y estoy con Lux, nada de guardar las balas de plata que éste es capaz de reencarnarse y volver...

Shanks dijo...

Vaya, pos no me habia enterado...
:(

Sota dijo...

Lux, Star, ya... Me vais a decir que no queréis que os coma el tigre vuestras carnes morenas, no? Y quien dice el tigre dice el lobo...

Shanks, pues ya ves.

Logan-X dijo...

Otra gran pérdida para nuestro cine. Espero que
esto te levante un poco el ánimo. Ya sé que aún no es un hecho, pero por algo se empieza.
Y sobre guardar las balas..., mejor tenerlas a mano para defendernos de los auténticos chupasangres (a pesar de su extraña querencia por esos símbolos).