lunes, 1 de agosto de 2005

Carta de Reclamación a TMB

Estimado señor Agustí del Castillo y Jiménez, director general de la red de metro de Barcelona:

A fecha de hoy, primero de Agosto de 2004, se cumple el primer dia (en realidad el tercero, pero los dos anteriores no fueron laborales) de corte de la línea uno (roja) del metro entre las estaciones de Fabra i Puig y Clot y la cinco (azul) entre Maragall y Sagrada Familia, con la excusa de las obras del intercambiador de la Sagrera (excusa que, por cierto, no entiendo. Se cruzarán las vías de RENFE y metro en ese intercambiador, o algo así, para que sea necesario cortar la circulación de trenes?). En cualquier caso, ha sido el primer dia en que he tenido que tomar el metro para ir a trabajar (sí, aunque le parezca increíble, hay gente que en Agosto trabaja).

Haciendo un voto de confianza a la organización de TMB, y, en concreto, a la del Metro de Barcelona, de la que usted es director general, decidí tomar, a la ida, los autobuses-lanzadera que han dispuesto para cubrir ese hueco. Resultado: tuve que hacer tres transbordos para un trayecto (Santa Coloma – María Cristina) que habitualmente necesita sólo uno, y tardé noventa y cinco (95) minutos en realizar un trayecto que habitualmente se realiza en entre cuarenta y cinco (45) y cincuenta (50). Aproximadamente el doble. Sin contar el tener que cruzar una vía con el volumen de tráfico de la Avenida Meridiana (pregunta: en caso de atropello, se hará responsable TMB?) Tal vez no sea consciente de ello, pero MI tiempo tiene un valor, y ustedes no sólo lo han despreciado, no poniendo los medios suficientes para paliar de forma efectiva los efectos de un corte de línea, sino que ni tan sólo han tenido el detalle de resarcirlo. En román paladino, me han seguido cobrando la misma desorbitada tarifa (la más cara de España) por un servicio el doble de peor (y ya es decir) de lo normal.

Pero continuemos. A la vuelta (después de haber recuperado las horas de trabajo que perdí por su culpa de buena mañana), decidí cambiar de recorrido, y, haciendo caso a las indicaciones de su folleto informativo y usar la estación de cercanías de Sant Andreu Contal. Le hago notar, por si no ha caído, que teniendo el origen (en este caso el destino) del viaje en Santa Coloma, NO TENGO posibilidad de transbordos alternativos, como dicen en el susodicho folleto y en los mensajes de megafonia. Así que decido hacer María Cristina-Sants Estació, una vez allí coger el cercanías hasta Sant Andreu Contal, y de nuevo volver al metro en Sant Andreu (lo cual me obliga a hacer un ligero paseo al aire libre, y le recuerdo que hoy llovía en Barcelona, pero es, en principio, la combinación más corta). Lógicamente, los metros van como van (como es Agosto y se ve que en Agosto la gente no trabaja, pues se reduce el servicio, ya pésimo de por sí), y RENFE va como va, y lógicamente los horarios de sus trenes no están coordinados con los de los metros (cosa difícil, teniendo en cuenta que ni los propios horarios de las diferentes líneas de metro están coordinados entre sí), con lo que, para ese mismo trayecto de cuarenta y cinco (45) a cincuenta (50) minutos, había transcurrido algo más de una hora (sesenta minutos) cuando aún iba a la altura de Trinitat Vella, de donde se deduce que el viaje completo se hubiese completado en aproximadamente una hora y cuarto (unos 75 minutos). Sigue siendo una pérdida de tiempo (de MI tiempo, le recuerdo) notable. Pero no adelantemos acontecimientos.

Porque resulta que al llegar a la estación de Sant Andreu, al ir a validar mi billete me encuentro con que me lo vuelve a marcar. Dentro del tiempo de trasbordo de billete integrado. Albricias, alborozos y zapatetas. Me pongo en contacto con el jefe de estación y me confirma que sí, que es correcto, porque como he cogido otro medio de transporte entre metro y metro, a efectos del metro son dos viajes diferentes. Es decir, que sólo me dejan una opción para ir de mi casa al trabajo (y viceversa) en un tiempo razonable (por más que muy superior al habitual), que es una opción que ustedes mismos recomiendan en sus folletos informativos, pero, como la banca siempre gana, aprovechan la coyuntura para cobrarme dos veces por el mismo viaje. A eso, señor mío, en mi pueblo se le llama ROBAR.

Pero no acaba ahí la cosa, como no podía ser de otra manera. Antes he comentado que el viaje había durado alrededor de una hora hasta llegar a Trinitat Vella. Y el viaje terminó ahí, porque a causa de una incidencia técnica (sin especificar, por supuesto), ahí fue donde nos dejó tirados el convoy. Situación que ya me es más que conocida, porque es la décima (repito, décima) vez que me lo hacen en lo que vamos de año. Si usted conoce la estación de Trinitat Vella, sabrá que está en mitad de ninguna parte, y que la parada de autobuses más próxima está a más de un cuarto de hora andando (Passeig de Santa Coloma, junto al Pont Vell de Santa Coloma), y los autobuses que por allí pasan tienen una frecuencia en ningún caso inferior a los veinticinco (25) minutos durante el resto de año (en Agosto, donde la gente se ve que no trabaja, es substancialmente mayor). Es decir, que tuve que completar el viaje (ese viaje que me había costado dos billetes de metro en lugar de sólo uno y que duraba ya más de una cuarta parte más de lo normal) a pie.

Es de reconocer que la sufrida señorita que estaba en las taquillas de Trinitat Vella se ha ganado el cielo esta tarde, por aguantar estoicamente el tremendo broncazo que le lancé, como representación en el lugar de TMB (y créame que en caliente fui bastante menos educado de lo que estoy siendo en esta carta) y proporcionarme rápidamente la devolución del billete (cosa en más de una ocasión me ha costado discusiones con taquilleros de otras estaciones). Billete, por otra parte, que no me sirve para una mierda, al menos hasta que se recupere el servicio, puesto que es un billete sencillo y estos no permiten hacer trasbordos (curiosamente, el que yo pagué, o mejor dicho, LOS DOS que yo pagué, SÍ permitían hacerlos, y esa precisamente es la excusa por la que llevan varios años subiendo la tarifa muy por encima del IPC. Otro tema que se podría considerar un robo, ya puestos).

Resumiendo, que me cortan el servicio, me dicen que me busque la vida para encontrar alternativas (literalmente, además: “Consultad el enlace o trayecto alternativo que más se ajuste a vuestras necesidades en el plano de la red”, según el folleto), las que me recomiendan, o son una mierda que tarda el doble de tiempo o bien me cuestan el doble de dinero, no solo no se refuerzan las líneas (de metro, autobús, tren) que podrían ser alternativas sino que se reduce el servicio (porque claro, es Agosto, y en Agosto se ve que la gente no trabaja), sino que, además, siguen manteniendo un servicio para el cual definirlo como “deficiente” sería ser extraordinariamente amable (y entonces es cuando me voy a la web de TMB y, en el apartado “derechos del cliente”, me encuentro con que el primero es “recibir un servicio de acuerdo con el sistema de calidad definido por TMB” y me da la risa tonta pensando en cual debe ser ese sistema de calidad).

Como ya debe saber (y si no se lo explico, y si no consulte los archivos, que deben de tener bastantes reclamaciones mías), yo soy el típico tocapelotas inocentón que, cuando paga por un servicio y este no se cumple, en lugar de apedrear a los responsables de que no se haya cumplido escribe cartas de reclamación. Pero como ya estoy harto de escribir cartas a TMB (y lo que te rondaré, moreno) y que se me conteste tarde (ustedes mismos se dan quince días de plazo, según la web antes citada, y en la última –si no me falla la memoria- que envié fueron casi dos meses –de 06/06/2005 a 20/07/2005, referencia 2005-58180-FMT por si quiere comprobarlo-, pero han llegado a ser hasta CUATRO MESES), mal (repletas de vaguedades e incluso MENTIRAS directas, ya debe estar en el correo ordinario la carta de respuesta a su respuesta de esta última citada y la anterior) y nunca (porque esperar cuatro meses para contestar una carta de reclamación y no contestarla es lo mismo), y sin que se haga el más mínimo caso (y a los hechos me remito) pues como que se me han hinchado las pelotas, así que he decidido ir un paso más allá: Así que dígame, señor del Castillo... concretamente, EN LOS MUERTOS DE QUE INEPTO IRRESPONSABLE DE ESTE DESAGUISADO QUE HAN MONTADO TENGO QUE CAGARME para sacarme la mala hostia de encima?

Atentamente,
...

Nota: Los hechos explicados en esta carta son ESTRICTAMENTE reales, así como lo es la propia carta, que será entregada mañana Martes dos de Agosto de 2005 en la oficina de Atención al Cliente (juas!) de la estación de Sants. Cuando haya respuesta (si la hay), me comprometo a transcribirla y colgarla en este mismo blog.

EDITADO A 2/VIII/05: Aviso a navegantes. Si la ruta que hacen es autobús-tren-metro, el metro TAMBIÉN te vuelve a cobrar billete dentro del tiempo de transbordo. Panda de ladrones. Obviamente, la reclamación ya ha sido cursada.

10 comentarios:

Logan-X dijo...

Esta faena merecería las dos orejas y el rabo. Claro que a lo mejor alguno se queja del simil, por que bastante tienen los pobres toros con lo que sufren como para compararles con semejantes elementos del Homo, en teoría, Sapiens.

Erynus dijo...

Lo que mas lastima me da es q cuando las cosas fallan las broncas siempre se las llevan los curritos. Lo se, atiendo reclamaciones y segun las circunstancias la solucion suele escaparsenos de las manos.

Hanoc dijo...

Acabo de llegar a la república y he descubierto que compartimos los mismos problemas de transporte.
Estoy contigo hermano! arriba el poder negro!
o algo asi.
comparto tu indignación... y ya que estoy, me quedo un rato.

ZaraJota dijo...

Se que no es consuelo y que el mal de muchos no es el de pocos, pero en Madrid lo mismo... Una linea de metro completamente cortada (la 3) la linea que va a Chamartin (estación donde tengo que coger el tren para ir a trabajar) esta cortada precisamente ANTES de Chamartin, la linea ocho (la del aeropuerto) corta el servicio entre tres paradas a las 23... Y seguiria y seguiria... Total, como es agosto y las obras durarán hasta más allá...
sigh...

Pedro Kat dijo...

Y yo que me alegro de vivir en Valencia, bella ciudad con un sistema de transportes que no falla. En serio. Y parece raro.
En realidad solo tiene tres líneas de metro (y una de tranvía), y es tan pequeña (comparativamente con Madrid o Barcelona) que la cubren por completo no uno, sino prácticamente dos servicios metropolitanos de autobuses diferentes, la EMT y los Metrobús, que llegan a los pueblos cercanos, pero se recorren toda la ciudad en el trayecto.

No se como irán las cosas por allí (espantosas, por lo que leo), pero aquí el mayor problema con el que uno se puede encontrar es que las máquinas expendodoras de una boca de metro estén estropeadas (por lo que solo queda andar tres minutos hasta otra boca de metro con una taquilla abierta -siempre hay al menos una) o que las tormentas corten las vías de los pueblos más lejanos (obstáculos en la vía, lo típico de las líneas que recorren la huerta que rodea la ciudad).

Vamos, que me alegro de vivir en Valencia.

Sota dijo...

Logan, no. De dos orejas y rabo, nada. Mazmorras de Fu-Manchú por lo menos. Y lo bueno es que me ha dicho hoy mi cuñada que el martes TAMBIÉN pararon la circulación un rato... Menos mal que no me pilló, si no a dia de hoy estoy en el trullo.

Erynus, estrictamente cierto. Pero, sintiéndolo mucho, si estás en un puesto de trabajo en el que entre tus responsabilidades está la atención al cliente, te viene en el sueldo. Bienvenido.

Hanoc, gracias por tu apoyo moral. Lo de montar unas Panteras Negras y lanzarlas en plan tora-tora-tora contra la sede de TMB no suena mal, no... Bienvenido tú también.

Toni, vuélvete p'acá, pues!

PedroKat, ya, claro. Lo de que va tan perfectamente, vamos a dejarlo correr, que en una semana que estuve por allí ya tuve algún que otro pequeño altercado. Pero personalmente encuentro un "pequeño problema" el que a las once te quedes sin metros. Vamos, que si estás haciendo un curso en la UV (campus Taronchers) que sales a las nueve, y te quieres tomar al salir un par de cervezas con los amigos, tienes que ir mirando el reloj y acabar saliendo de najas, porque si no te quedas colgado en el transbordo entre el tranvía y el metro... Y la red de autobuses (y las indicaciones en las paradas, aún más, que si eres de fuera no hay manera de saber qué recorrido sigue cada uno) de Valencia es un desastre...

Norda dijo...

jejejeje Eres el Terror de TMB, fijo. Cada vez que vean carta tuya les empezarán a temblar las piernas

Pedro Kat dijo...

Para gustos, trulalá.
Llevo 19 años viviendo aquí y todavía no tengo motivos para quejarme.
Y existen los planos EMT de autobuses. E indican la dirección de cada línea en todas las paradas.

Logan-X dijo...

Ante esto último solo puedo decir : ¿Eeeiinnn?

Sota dijo...

"Esto último" era un bot publicitario que había dejado su cagadita por aquí (cagadita que ya ha sido eliminada). Conste que Logan no se refería al comentario de Pako.