lunes, 28 de septiembre de 2009

Peineta y mantilla

Aquí el abajofirmante siempre ha confesado, sin el más mínimo atisbo de vergüenza o arrepentimiento (porque no tengo nada de lo que avergonzarme o arrepentirme) que en sus tiempos fue siniestroide, y que conserva una más que importante vena gotiquilla.

Y que le sacará los ojos con una cucharrilla de café oxidada para luego mearse en las cuencas de cualquiera que ose llamarle "emo". Les recuerdo.

Con lo cual tengo la obligación moral de hablar de la famosa foto de la familia Obama con la familia Zapatero Rodríguez Espinosa. Y concretamente, de la aparición de las niñas de esta última. Así que como diría Jack el Destripador, vayamos por partes:

- Las niñas están (como diría mi madre) de buen año, y, al menos tal y como se ve en la foto, tienen tirando a chepa. Bueno, y? Dónde está el problema con eso?

- Las niñas iban vestidas de camarera de paso de semana santa, con un jubón negro. Ah, no, espera... Les faltaban la peineta y la mantilla.

Por veinticinco pesetas, diferencias entre el vestuario de la niña de la izquierda y el de las hijas de Zapatero!

Es incorrecto el vestuario de las citadas niñas para una visita oficial? Pues... Me temo que, salvo que la invitación exija un vestuario específico, el protocolo en cuanto a ropa femenina es muuuuuuy laxo. Y es difícil que un vestido hasta los pies que no deja ver nada pueda romperlo. El único punto más o menos discutible eran las botas militares (que, insisto, salvo que explícitamente se diga lo contrario, tampoco están prohibidas. No, el zapato de tacón no es obligatorio para las mujeres, pásmense que injusticia!). Y eso si es que eran botas militares, y no simplemente ortopédicas, que a veces no son tan fáciles de distinguir (de hecho, hay marcas de calzado ortopédico que hacen la similitud a posta, precisamente para evitar el aspecto ortopédico). En cualquier caso, el detalle no está ahí, está precisamente en que iban con un vestuario que sólo se diferencia del que marca el protocolo más estrictamente decimonónico para las mujeres españolas con representatividad institucional en actos como recepciones con el Papa (jefe de estado) o bodas reales en la ausencia de teja y mantilla. Vamos, que si se las hubiesen puesto y el 90% de los que las han criticado fuesen sinceros (ja!) y coherentes (JA!), deberían haber meado colonia por haber tenido los cojones de presentarse ante el amo del mundo vestidas como debe vestirse (nótense las cursivas) una recia y viril hembra española como dios manda.

Y sí, soy consciente de que ahí el "viril" queda como un bazooka a san Pedro. No me jodan el chiste.

Recia y viril hembra española. Ahí donde la ven, tiene más rabo que la Pantera Rosa


- El caso ha retratado (de nuevo) a muchos dizque periodistas (entiéndase en el más amplio concepto de la palabra, por favor) que llevaban quince días mesándose los cabellos con el caso Belén Esteban, hasta el punto de hacer repetidamente portada de una chorrada como esa con la excusa de la "protección al menor" pero que, sin que les tiemble lo más mínimo el pulso, no han dudado en hacer mofa, befa y escarnio del aspecto de dos adolescentes con la única y exclusiva intención de dar a su padre una patada en el culo de ellas. Lo cual no hace sino dar una medida exacta y objetiva de su (nula) altura moral y de su (inversamente proporcional) grado de hipocresía e hijoputez. Porque, recordemos, aquí también estamos hablando de dos menores de edad. Y no dos menores cuyos padres hablan en público de ellas (lo cual es más o menos criticable, pero lícito y legal), sino de dos menores cuyo padre y tutor ha EXIGIDO, bajo el amparo de la ley, que no aparezcan en los medios. Lo cual es más o menos criticable, pero lícito y legal.

- Y por último, quizás el punto más importante: QUÉ COÑO HACÍAN ESAS DOS NIÑAS AHÍ? Miren, el presidente del Gobierno lo es con su familia, y el gasto que haya podido suponer el traslado de esposa e hijos va a cargo de Presidencia del Gobierno, con lo que, con ser dinero público, no ha retraído fondos de ninguna otra partida. Es más, si mis informaciones no me engañan, fueron en el mismo avión militar que el presidente, y cuesta lo mismo poner en el aire un avión con una persona que con cuatro.

Pero es que el curso escolar ya ha comenzado.

Y eran días lectivos.

Y esas dos chicas deberían estar en el instituto, por muy hijas del presidente que sean. O incluso por ser hijas del presidente.

A qué estamos jugando, señor Zapatero?

13 comentarios:

ZüberSanta dijo...

X DDDDD

Entro a comentar por primera vez pa hacerle a usté la ola con tirabuzón, bucle, peineta y mantilla. Brutal.

Fet dijo...

No sé por qué, pero me da en la nariz que las pibitas son bastante más inteligentes que quienes las critican, así que estarán haciéndose unas risas mientras decapitan pollos a los acordes del Paranoid de Black Sabath.
Y tienen su foto con Obama.

Nils dijo...

Yo creo que no deberían haber posado porque tampoco lo hicieron las hijas del matrimonio Obama. Si era por tener una foto con el Sr. Presidente y su esposa, deberían haberse hecho esa foto de forma privada, con una cámara privada y que el fotógrafo fuera algún amiguete de la delegación, que seguro que pelotas dispuestos no faltan.

Luego, lo que es el critiqueo a la forma de vestir, no deja de ser el marujeo visceral de la mayoría de los humanos, por lo que tampoco deberíamos sorprendernos. Sí, claro está, de que se convierta en noticia real, ya que, como bien dices, no incumplían ninguna norma presentándose así vestidas, y mucho menos por estar gordas y tener chepa.

Cada padre sabe mejor que nadie cuándo sus hijos pueden tomarse unos días lectivos para otras actividades. Yo, por ejemplo, realizaba viajes con mi familia en días lectivos alguna que otra vez y fue una decisión que no aceptó a mi aprendizaje. Si bien es cierto que mis padres nunca tuvieron que dar ejemplo como sí que tiene que hacerlo el presidente del Gobierno, por muy ámbito privado que sea la educación de sus retoños.

Nils dijo...

seguimiento...

starfighter dijo...

Es que Obama bien vale una foto, y si se escaparon un par de días pues estupendo para ellas que pudieron. Y sinceramente me gustan en las fotos, más miedo me daría si fuesen en plan boda en el Escorial, que quieres que te diga.

Shanks dijo...

Pues mira, si mi padre hubiera sido presidente en la época en que yo estudiaba, joer, qué menos que hacerme unas peyas para agenciarme futuros contactos para cuando yo creciera, no?
Y esto entra dentro del género de la "uconía", no? ;)

Shanks dijo...

Ucronía, con rrrrrr....

Ginebra dijo...

Son ganas de hablar. Anda que me importa a mí mucho si las niñas llevan tacones o botarras de ésas, o si visten sayones o van de Chanel.

Sota dijo...

Züber, no! Peineta no!

Fet, probablemente. Pero el tema no está en cómo se lo tomen ellas, sino en que esas cosas no se hacen.

Nils, no lo tengo tan claro. En tiempos de los carretes analógicos sería obvio, pero tratándose de cámaras digitales casi me parece más lógico que tome la foto el mismo fotógrafo, con la misma cámara, y luego envíe el archivo a las afectadas y se elimine la foto de las oficiales. Aunque sea por ahorrar tiempo y esfuerzos. Obviando el hecho de que NO deberían estar ahí en temporada lectiva, claro. Y lo de las críticas, lo siento pero no acepto la excusa del marujeo. Que no han salido de una revista de marujeo, han salido de uno de los principales diarios del país.

Star, no. No es una falta justificable.

Shanks, ver respuestas anteriores.

Gin, a mi cómo vistan o dejen de vestir me la trae totalmente al pairo. Pero cosas como esta, pues no.

Sergio dijo...

Algunos comentarios al margen (o sea, marginales). Pensar que una reunión entre presidentes es algo así como una reunión de amiguetes en el que cualquiera puede llevar una cámara de sacar fotos es un poquín ingenuo y, dicho de otra forma y salvo excepciones muy contadas (conferencias de prensa, por ejemplo), el único que puede sacar fotos en la Casa Blanca es el fotógrafo de la Casa Blanca quien, en ese caso, es el puto amo.

Por otra parte, me parece admirable que don Zapatero respete y permita que sus hijas tomen decisiones de este tipo, y que haya accedido a sacarse una foto con ellas y los Obama. Lo que no me parece admirable es la revuelta mediática construída alrededor de ese hecho, aunque a Hearst le encantaría poder disponer de este tipo de periodistas en tiempos del USS Maine.

Un abrazo.

Ginebra dijo...

Querido, es que ese hombre siempre ha sido y siempre será gilipollas; lo que me jode es que pertenezca al gremio, que así luego pasa lo que pasa, que nos asimilan a todos.

Nils dijo...

me gustaría saber si alguien le ha dicho ya a Rajoy que es 'las chuches' y no 'los chuches'... quién habrá sido el pobre mensajero que se lo diría...

Sota dijo...

Sergio, yo sigo criticando que Zapatero les permita saltarse las clases así tan alegremente.

Gin, que sí, que ya... Que este tío va acaparando el premio Imbécil con Columna todos los años, y merecidamente, además.

Nils, si fuese malaperzona, haría notar lo curioso del cambio de género en una palabra que viene de "chochos" (ver RAE). Pero como no soy malaperzona no lo haré.