martes, 23 de mayo de 2006

Publicidad freak

Que el de la publicidad es un mundo raro no creo que sea una sorpresa para nadie. Probablemente, el de publicista sea el único oficio del mundo donde se le paga a alguien para que nos mienta. Vale, los periodistas y los políticos también lo hacen, pero es distinto, porque estos se supone que no deben hacerlo. Y los actores también, pero también es distinto, porque ahí todos sabemos de qué va el juego. Me podrían replicar que con los publicistas también, pero no es exactamente lo mismo. A ver si me se explicar. Un actor miente sobre algo que es mentira, y que el espectador sabe (o debería saber) que es mentira. Y un publicista miente sobre algo que es (o debería ser) verdad. Vale, podrían decirme que, técnicamente, un publicista, o al menos un buen publicista, uno con una mínima decencia y moralidad, no miente, sólo adapta la realidad a lo que se espera que el cliente quiera (si le dejan trabajar como dios manda), o a lo que el contratante quiere (si el contratante es idiota y desea tirar su dinero). Pero, en el fondo, mentir y deformar la verdad según tus intereses es lo mismo.

Sin embargo, con todo lo raro que es el mundo de la publicidad, no se puede decir que sea un mundo freak. O "friki" (horrenda palabra), como quieran. Digo yo que entre los publicistas habrá un ratio de freaks similar al de cualquier otra profesión, o incluso quizás más, porque es de suponer que un gremio que tiene por herramienta principal de trabajo la imagen y el sonido tiene que tener una cierta querencia al cine, a la literatura (incluyendo el cómic), a la fotografía, a la pintura... O al menos más querencia, digamos, innata, que entre los integrantes del gremio de torneros fresadores. Ni que sea por encontrar fuentes de inspiración conocidas por el público, vamos. Y qué más conocido por el público que los productos de la cultura pop como son el cine o el cómic (que será mucho más minoritario, pero ha creado iconos culturales del tamaño de un Batman o un Supermán, por decir dos al buen tuntún).

Si miran su televisión durante los anuncios, o cualquier publicación impresa periódica, en cambio, verán que los anuncios con referencias freaks se pueden contar con los dedos de una mano. Y aún les sobrarían. Así, que me vengan a la cabeza, en este país que se llama España (con acento en la pé), sólo me suenan los que durante años hizo el barcelonés parque de atracciones del Tibidabo (parodiando u homenajeando, como prefieran, carteles de películas de terror y ciencia ficción), y uno que hizo (creo) la Fundación Triángulo para promocionar el uso del preservativo, para lo que recurrían a dos chicarrones del norte vestidos de una forma que no se puede decir en honor a la verdad que fuesen Batman y Robin (los de Schumacher, por supuesto, que estamos hablando de una organización gai), pero que si no te fijabas mucho, puesssss... Desgraciadamente, no he encontrado imágenes de ninguno de ellos, así que tendrán que fiarse de mi palabra. Oh, y la mascota de los chicles Boomer, por supuesto, que es una especie de superhéroe elástico génerico, y, estirando el concepto, los cereales Chocapik (cuyos anuncios recurren de una manera un tanto sui generis a los clásicos de la aventura), o el (fantástico) anuncio de Chanel nº5 de hace dos o tres navidades, con una caperucita roja parisina dejando al pobre lobo compuesto y sin novia y aullando a la luna llena.

Por supuesto, me dirán, hay muchos productos, desde condones a capas pluviales que usan la imágen de la serie de moda, o de la película de turno para anunciarse, pero no es lo mismo, eso no requiere de ningún tipo de imaginación ni creatividad. Qué está de moda Spiderman? Pues ponemos en la caja de la pizza un dibujo de Spiderman, y listos. Que acaban de estrenar con gran éxito "Piratas del Caribe"? Una calavera con dos tibias cruzadas en la bolsa de patatas fritas, una moneda de plásticucho malo de regalo, y tira millas. Que están de moda los teletubbies? Pues marchando un Pooh para la caja del predictor! No es eso, no es eso.

Por eso a uno, que es freak (que no friki: como su nombre indica, freak es el auténtico, el pata negra, el que se lo ha currado, mientras que friki es una banalización de lo anterior. Para que me entiendan, Álex de la Iglesia = freak, Paco Porras = friki. Para ser freak hacen falta estudios, piltrafillas, para ser friki sólo hace falta falta de vergüenza propia y ajena), le alegran especialmente que se hagan anuncios como el que encuentro via maese Jamfris, via monseñor Chache, donde los mismísimos Vengadores nos incitan a beber leche (y espero que no sea necesario entonar el mente limpia!, pervertidos!).



Por supuesto, hay otra posibilidad para la publicidad freak, que es la de cuando se anuncias productos freak per se. Que normalmente se quedan en lo obvio y chabacano, cuando no contraproducente (piensen en los trailers de la mayoría de películas, que te cuentan el final, como si de un gag de Les Luthiers se tratase). Pero, por supuesto, hay productos freaks que contratan a buenos publicistas, que hacen anuncios terriblemente freaks, terriblemente buenos y terriblemente creativos. Sirvan como ejemplo las campañas publicitarias del canal de televisión por satélite Calle 13 (en los enlaces, algunos ejemplos), que seguro han visto en las marquesinas de los autobuses de sus ciudades y pueblos, en especial durante Octubre, para anunciar la programación especial de la Noche de Ánimas (aunque su mejor anuncio, para mi gusto, sea uno que no he encontrado, el que dedicaron al ciclo de cine de vampiros que hicieron el verano del 2001, si no me falla la memoria, donde, bajo el lema Vampiros en verano, se veía un mosquito al que le habían clavado un palillo a modo de estaca en el pecho). O este otro (sí, claramente todo este rollo macabeo que les he soltado era una excusa para poner este video, que se lo he robado a su señoría Psicobyte, es lo que hay), de otra cadena de televisión por cable. En este caso, además, con el añadido de que (parece) que no se trata de una televisión de género como es Calle 13. Vean, vean...



Señores creativos de publicidad, tomen nota. Que todo el mundo sabe quienes son Freddy Krueger, Dracula, la Momia y Hannibal Lecter.

Y que los freaks somos gente muy agradecida, coño!

Hace 307 posts...

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Dios, es bestial ese anuncio. Incluso esta Sadako.
Ahora creo un poquito mas en la navidad.

Ecleptica.

ZaraJota dijo...

Es tan bonito que casi lloro, tio...

Hoy me ha salido ayjfbn

Urui dijo...

Original y emotivo.

Si existe gente así en el mundo, ¿por qué nuestra tele apesta?

Allan Psicobyte dijo...

"[...] robado a su señoría Psicobyte"

¿Pero qué te has creído?

¿su señoría? ¿Señoría yo? Eso no te atreves a decirmelo a la cara...

:oP

Sota dijo...

Eclept, mucho me temo que más que Sadako sea Samara...

ZJ, no es pa' tanto, hombre... Estás muy tontín tu ultimamente, tenemos que hablar.

Urui, recuerda, eso es un anuncio. Es mentira. Vete tu a saber cómo es la programación de esa cadena. Y, en cualquier caso, recuerda en qué país estás viviendo...

Señoría Psicobyte... Uy lo que m'ha dishoooo... Señoría, señoría y señoría! Prrrrrrrrrrt!!!

Chache dijo...

Jo, me he emochionao. Snifs...